Anticapitalistas en la Otra

Anticapitalistas en la Sexta es un espacio de discusión y organización política de carácter anticapitalista e internacionalista, que busca enlazar las luchas y fortalecer la unidad de las y los trabajadoras de la Ciudad, el Campo, el Mar y el Aire, y del resto de l@s explotad@s por el sistema capitalista para avanzar en la construcción de un Programa Nacional de Lucha y su Plan de Insurrección. Como segundo propósito buscamos difundir las luchas, denuncias y actividades de los adherentes a La Sexta en el país y el mundo, y también de todos aquellos que que sin ser parte de La Sexta se encuentren abajo y a la izquierda.

contáctanos en: aaoc2010@gmail.com
Video del mes: Palabras del mes: Es preciso no olvidar que en virtud y por efecto de la solidaridad del proletariado, la emancipación del obrero no puede lograrse si no se realiza a la vez la liberación del campesino. De no ser así, la burguesía podría poner estas dos fuerzas, la una frente a la otra, y aprovecharse, por ejemplo, de la ignorancia de los campesinos para combatir y refrenar los justos impulsos de los trabajadores citadinos; del mismo modo que, si el caso se ofrece, podrá utilizar a los obreros poco conscientes y lanzarlos contra sus hermanos del campo. CARTA DE EMILIANO ZAPATA A GENARO AMEZCUA Tlaltizapán, Febrero 14, 1918

Firma en contra de la reactivación del proyecto de despojo en Atenco

miércoles, 29 de febrero de 2012

Mumia Abu-Jamal: Recuerdos de Maroon [versión completa]

Ahí les va la versión completa de este ensayo. saludos-- carolina

Recuerdos de Maroon

por Mumia Abu-Jamal

Su nombre es casi legendario. Russell Maroon Shoats. Un afiliado del Partido de los Panteras Negras, activista y revolucionario negro. Mis recuerdos juveniles de él son escasos aparte de lo que he leído en el periódico (y a decir verdad, no creí mucho de lo que se publicó). Cuando yo era integrante del Frente Unido de Liberación Negra, preparé un volante en su apoyo para pedir que la gente le escribiera cartas. Hubo esporádicos boletines de última hora, pero estos salieron en ocasiones cada vez más contadas y su nombre se desvaneció en la neblina de la memoria para casi todos excepto su familia y camaradas cercanos.

En 1995, cuando me trasladaron al ominoso corredor de la muerte en el penal SCI Greene, todos suponían que yo lo conocía, pero  nunca habíamos tenido el gusto. Nos veíamos pocas veces hasta un día fresco en 1998, cuando estuvimos cerca el uno del otro en el “patio” (en realidad una jaula), separados sólo por el alambrado. Él elogió mi libro La fe de nuestros antepasados (Africa World Press, 2004), un estudio de las tradiciones espirituales africanas y africana-americanas. Me alegró mucho que lo hubiera leído y disfrutado.

La siguiente vez que lo vi y realmente platiqué con él  fue el viernes, 9 de diciembre de 2011, el día después de que salí del corredor de la muerte. Vestidos de playera y calzoncillos debajo de un ligero mono anaranjado, los dos ignoramos las ráfagas de aire con temperaturas bajo cero durante una hora. A pesar de estar fuera del corredor de la muerte, yo inconscientemente esperaba dos horas de patio, pero Maroon conocía bien la situación.

Él empezó a contarme su análisis del Movimiento Okupa y me quedé asombrado con la brillantez de su visión expresada en palabras claras y escuetas. Pensé: “¡Caray! Se nota que este hermano se ha profundizado en el tema. Tengo que mejorar mi análisis”.

Según Maroon, esta nueva formación muestra cómo la tecnología no sólo ha transformado las comunicaciones, sino el propio proceso de organización. Al eliminar los mandos intermedios, el mensaje va directo al activista en potencia para convencerlo a involucrarse, o no. Explicó que este nuevo medio social dio impulso al proceso de organización en La Plaza Tahir de El Cairo, Egipto, y también en el Movimiento Okupa basado en Estados Unidos.   “El proceso de organizarnos no volverá a ser igual”, dijo.

Durante tres mañanas frígidas, Maroon y yo pasamos una hora juntos en el patio de ejercicio, y cada vez me quedé impresionado.  Se puede plantear que es el preso político negro más longevo en Estados Unidos, con la posible excepción del ex Pantera Negra Chip Fitzgerald de California,  y no cabe la menor duda que es uno de los hombres que más tiempo ha pasado en aislamiento.  ¡Más de 30 años! Aunque casi llega a los 70 años, tiene la mente penetrante, informada, analítica, intuitiva, aguda.

Tres días. Tres horas. Y ya me fui.  Maroon –escritor, historiador, teórico—se quedó, y ahí está hasta la fecha. Su familia que lo ama se esfuerza para informar a la gente de su situación y liberarlo de las torturas del hueco.

Desde la nación encarcelada, soy Mumia Abu-Jamal.

 
Imprimir

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Videos

Loading...

Catálogo de la cooperativa de Muebles Tintero en PDF