Anticapitalistas en la Otra

Anticapitalistas en la Sexta es un espacio de discusión y organización política de carácter anticapitalista e internacionalista, que busca enlazar las luchas y fortalecer la unidad de las y los trabajadoras de la Ciudad, el Campo, el Mar y el Aire, y del resto de l@s explotad@s por el sistema capitalista para avanzar en la construcción de un Programa Nacional de Lucha y su Plan de Insurrección. Como segundo propósito buscamos difundir las luchas, denuncias y actividades de los adherentes a La Sexta en el país y el mundo, y también de todos aquellos que que sin ser parte de La Sexta se encuentren abajo y a la izquierda.

contáctanos en: aaoc2010@gmail.com
Video del mes: Palabras del mes: Es preciso no olvidar que en virtud y por efecto de la solidaridad del proletariado, la emancipación del obrero no puede lograrse si no se realiza a la vez la liberación del campesino. De no ser así, la burguesía podría poner estas dos fuerzas, la una frente a la otra, y aprovecharse, por ejemplo, de la ignorancia de los campesinos para combatir y refrenar los justos impulsos de los trabajadores citadinos; del mismo modo que, si el caso se ofrece, podrá utilizar a los obreros poco conscientes y lanzarlos contra sus hermanos del campo. CARTA DE EMILIANO ZAPATA A GENARO AMEZCUA Tlaltizapán, Febrero 14, 1918

Firma en contra de la reactivación del proyecto de despojo en Atenco

domingo, 19 de agosto de 2012

Pussy Riot dos años de prisión

 Condenan a tres integrantes de Pussy Riot a dos años de prisión

La Jueza dijo que "Las acciones de las mujeres fueron sacrílegas, blasfemas y quebraron las reglas de la iglesia".
Reuters
Publicado: 17/08/2012 11:58
Moscú. La justicia de Rusia condenó el viernes a tres integrantes de la banda de punk feminista Pussy Riot a dos años de cárcel por efectuar una protesta contra el presidente Vladimir Putin en una iglesia, un acto que la jueza consideró "blasfemo".
Los seguidores del grupo dicen que el caso pone en duda la tolerancia del presidente Vladimir Putin a la disidencia. Varias personas de la oposición fueron detenidas afuera del tribunal mientras protestaban en defensa de las acusadas.
Las mujeres cuentan con apoyo en el exterior, donde su causa ha sido defendida por una larga lista de celebridades como Madonna, Paul McCartney y Sting, pero sondeos muestran que pocos rusos simpatizan con el grupo.
La jueza Marina Syrova halló a las mujeres culpables de vandalismo motivado por odio religioso, describiéndolas como blasfemas que habían ofendido deliberadamente a los rusos ortodoxos al tomar un altar de la principal catedral de Moscú en febrero para cantar una canción ridiculizando a Putin.
Nadezhda Tolokonnikova, de 22 años; Maria Alyokhina, de 24; y Yekaterina Samutsevich, de 30, permanecieron con las manos atadas en una sala vidriada del tribunal mientras leían la sentencia.
Las mujeres dijeron que estaban protestando contra los vínculos cercanos de Putin con la Iglesia Ortodoxa Rusa cuando subieron al altar en la Catedral de Cristo Salvador de Moscú usando máscaras, calzas y polleras cortas coloridas, pero que no querían ofender a los fieles. Los fiscales del Estado habían pedido una pena de tres años de prisión.
"Tolokonnikova, Samutsevich y Alyokhina cometieron un acto de vandalismo, una violación grosera del orden público mostrando una evidente falta de respeto hacia la sociedad", dijo la jueza.
"Las acciones de las mujeres fueron sacrílegas, blasfemas y quebraron las reglas de la iglesia", agregó.
Aunque pocos rusos tienen simpatía por las integrantes de la banda, los opositores de Putin presentan el juicio como parte de una campaña más amplia del ex agente de la KGB para silenciar el movimiento de protesta en su contra.
Estrellas del mundo lideradas por Madonna -quien se presentó en Moscú con la inscripción "PUSSY RIOT" en su espalda- han estado pidiendo la liberación del trío. Washington considera que el caso tiene motivaciones políticas y la condena fue "desproporcionada".
"La sentencia de hoy en el caso de Pussy Riot parece desproporcionada a las acciones", dijo la embajada estadounidense en Rusia en su microblog en Twitter en ruso.
Por su parte, la activista veterana de derechos humanos Lyudmila Alexeyeva dijo que "como en la mayoría de los casos motivados políticamente, esta corte no está en línea con la ley, el sentido común o la piedad".
Pero Valentina Ivanova, una doctora jubilada de 60 años, no pudo ocultar su indignación, diciendo que "lo que hicieron mostró una falta de respeto hacia todo, y hacia los creyentes antes que nada. Dejen que pasen tres años en la cárcel, tienen que aprender".
Sociedad dividida
El juicio ha divido a la sociedad rusa, fundamentalmente cristiana ortodoxa, ya que muchos respaldan las demandas de las autoridades de castigo severo a una protesta que describen como sacrilegio, mientras que otros piden clemencia para las mujeres.
Putin, quien regresó a la presidencia de Rusia por tercera vez en mayo y tras un período de cuatro años como primer ministro, ha dicho que las mujeres no hicieron "nada bueno" pero no deberían ser juzgadas muy duramente.
Un sondeo de opinión entre los rusos publicado el viernes por la firma independiente de investigación Levada mostró que sólo el 6 por ciento sentía lástima por las jóvenes, mientras que el 51 por ciento no veía nada bueno en ellas o se sentía irritado u hostil y el resto no se pronunció o era indiferente.
Testigos vieron al menos 24 personas detenidas por la policía en forcejeos o con carteles de apoyo al grupo Pussy Riot afuera del tribunal. Entre los detenidos estaba Sergei Udaltsov, un líder opositor izquierdista, y Garry Kasparov, el gran ajedrecista y crítico vehemente de Putin.
Los cargos contra Pussy Riot han creado preocupación en el extranjero sobre la libertad de expresión en Rusia, dos décadas después de la caída de la Unión Soviética.
El viernes se convocaron protestas en apoyo del grupo en ciudades desde Sídney a París, y Nueva York a Londres.


Imprimir

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Videos

Loading...

Catálogo de la cooperativa de Muebles Tintero en PDF